Entrevistas

Carlos Reyes "Lo realmente emocionante es luchar duro sin obsesionarse en llegar alto."

La inestabilidad como forma de vida de nuestros actores. Pasión. Vivir con pasión el camino que recorremos, disfrutar de cada parada, saboreando cada momento del presente sin obsesionarse con la meta; Carlos Reyes, nuestro entrevistado de hoy, es algo que tiene muy mentalizado y lo transmite a la perfección.

La inestabilidad como forma de vida de nuestros actores.
Pasión.
Vivir con pasión el camino que recorremos, disfrutar de cada parada, saboreando cada momento del presente sin obsesionarse con la meta; Carlos Reyes, nuestro entrevistado de hoy, es algo que tiene muy mentalizado y lo transmite a la perfección.

Especialista en escenas de acción. ¿Qué nos puedes contar? ¿Son escenas muy
coreografiadas?

Me gustaría aclarar este primer punto ya que puede afectar a los siguientes. Sería
una falta de respeto hacia los especialistas. Prefiero definirme como actor
especializado en acción. El especialista es eso, una persona que se ha
especializado en una escuela y que cuenta con una acreditación como tal y ese no
es mi caso.
Yo he formado parte de los cuerpos y fuerzas de seguridad durante muchos años y
me especialice como instructor en manipulación armamentística, tiro de precisión y
desplazamientos tácticos y muchas otras disciplinas. El ítem de conducción
deportiva y evasiva, tienen mucho que ver también ya que una de mis pasiones
son los coches, los de antes y he estado en circuitos a titulo privado desde muy
muy joven, además de realizar el curso de conducción deportivo evasiva de
obligado cumplimiento para ser instructor.
Al turrón, que no soy especialista, soy actor especializado.

Techo y comida ha sido una gran película en la que has participado ¿Cómo fue el
rodaje de Techo y Comida?

La verdad es que es de esos rodajes que saben a poco. Llevo muchísimo tiempo

trabajando duro pero Techo y comida fue la posibilidad de verme por primera vez
en cientos de salas de todo el país, incluida mi ciudad Girona, lo que me hizo
especial ilusión. Un trato por parte de todo el equipo y compañeros excelente. Una
aparición breve pero que, sin duda, marcó mi carrera para bien.

Pero tú no paras… Ahora 75 días, la película. ¿Cómo afrontas este nuevo reto?

Pues imagínate. Me entero un buen día, que Marc Romero, el director, me quiere
protagonizando una película suya, compartiendo cartel con actores de primera
línea y con un personaje que es todo un regalo, emocionado, sin duda.
En cuanto a cómo afronto el reto, pues con un gran sentimiento de
responsabilidad, la verdad.
Por una parte, es mi primer protagónico en un largometraje con la responsabilidad
que eso conlleva, no sabes cuándo o si volverás a tener una oportunidad como
esta.
Luego está la temática de la película. Algo que va a remover… consciencias sin
duda.

¿Cuál es tu personaje? ¿Puedes hablarnos de él?

Pues la verdad es que puedo hablar poco sobre el tema, pero puedo avanzar que
mi personaje es el de el mando de la guardia civil que conduce la investigación del
caso.

¿Cómo vas a prepararlo?

Pues como preparo a todos los personajes que interpreto, con muchas horas de
trabajo jejeje. Cabe decir que tengo bastante trabajo adelantado al conocer los
procedimientos policiales, eso en la parte técnica. Ahora estoy trabajando a tope
en la creación del humano, no del Guardia civil.

¿Qué vamos a encontrar en 75 días?

El despertar de las consciencias. No en serio, 75 días se basa única y
estrictamente en el sumario del caso Alcásser, algo que cualquier persona puede
leer si busca un poco y tiene muuuuchas horas para inspeccionar los mas de 4000
folios de este, la cifra no recuerdo si es exacta, pero es muy cercana y al alza. Eso
es lo que hizo Marc Romero durante 10 años, antes de decidirse a iniciar el
proyecto. Un sumario lleno de incoherencias de muchos tipos que nos va a hacer
preguntarnos de nuevo, que se esconde tras el caso Alcásser. Mucha gente nos
comenta resignada que vamos a rodar la versión oficial de las autoridades y no es
así. Esta película va a representar el sumario enfatizando aquellos procedimientos
con múltiples lagunas.

Para un actor español es muy difícil abrirse camino ¿compartes esta opinión?

Lo es sin duda alguna si, lo comparto.

¿Por qué crees que existe tanta dificultad?

Somos muchos y hay poco trabajo jejeje. No, en serio. Este es un sector muy
inestable, trabajas durante un mes y vete tu a saber cuando vas a volver a trabajar,
mucha gente acaba abandonando o pasando su pasón a formato hobby.
Para dedicarte profesionalmente tienes que pasar muchos años trabajando para
estudiantes sin cobrar, para poder tener algo de material audiovisual, para los
amigos eres un soñador, que sí, que lo soy y me encanta serlo y luego hay
muchos factores, muchos, que pueden definir o marcar tu carrera. Pero muchos se
quedan por el camino.
¿Sabes? Lo realmente emocionante es luchar duro, pero sin marcarte metas, sin
obsesionarte por llegar alto, solo así podemos disfrutar de una pasión como la
nuestra.

¿Cómo empezó Carlos Reyes en el mundo de la interpretación?

Fue muy pequeño. Siempre he tenido una vena payasa muy desarrollada y me
dedicaba a entretener a otros niños, a abuelos… luego fui haciendo pequeñas
obras producidas por mí, muy amateur, pero íbamos por los centros sociales

representando pequeñas piezas. Sin duda, es lo mío. No por que lo valga, eso no
lo debo decir yo, si no por que no sabría estar sin hacerlo.

¿Un representante es imprescindible?

La gran cuestión.
Un representante es necesario por muchos motivos. Quizá el que más nos mueve
es porque difícilmente te va a llegar un papel para algo importante o sencillamente
pagado si no es a través de representante. Las agencias de casting tiran de
representante siempre en este tipo de proyectos. No obstante, creo que no debe
ser una obsesión. Un buen representante no te va a representar si no eres alguien
y no vas a ser alguien si no tienes un buen representante, triste pero cierto. Habrá
excepciones claro, mi papel en techo y comida y mi personaje en 75 días, entre
muchos otros, me han llegado directamente, sin representante.

Tú que has conseguido trabajar en grandes títulos… ¿Qué les dirías a los que
todavía están luchando por aparecer en el cine español?

Que se olviden. Que trabajen duro, que disfruten de lo que hacen ya sea en cine o
en teatro y que lo que tenga que llegar, llegará.
Que se tomen muy en serio este trabajo y que respeten el trabajo de los demás.

¿Algún proyecto más a parte de 75 días?

Poca cosa, pero rodamos un corto muy chulo pronto, la deconstrucción de Emma.
Lo importante es que la maquinaria interpretativa no pare nunca.

Algún director o directora con quien te gustaría trabajar.

Guillermo del Toro

¿Qué le pides a este 2018?

Sobre todo salud para mí, para los míos y para todo el mundo.

Carlos…mucha suerte en todo lo que hagas y muchos éxitos para 75 días,
muchísimas gracias.

Muchísimas gracias a ti, nos vemos por estos mundos.